Misión Cristiana Shoffar
Judá irá primero a la batalla

Judá irá primero a la batalla

Jueces 1: 2 Y el SEÑOR respondió: Judá subirá; he aquí, yo he entregado el país en sus manos.

INTRODUCCIÓN

  • Al Consultarle al Señor sobre este asunto, El Señor les respondió que a la batalla, Judá debía subir primero.  Judá = el que alaba, te alabaré, alabanza.  La Alabanza es un arma poderosa, principalmente en aquellos que tienen vestiduras santas y que son llenos del Espíritu Santo.

DESARROLLO

1 Después de la muerte de Josué, los hijos de Israel consultaron al SEÑOR, diciendo: ¿Quién de nosotros subirá primero contra los cananeos para pelear contra ellos? 2 Y el SEÑOR respondió: Judá subirá; he aquí, yo he entregado el país en sus manos. 3 Entonces Judá dijo a su hermano Simeón: Sube conmigo al territorio que me ha tocado, para que peleemos contra los cananeos; yo también iré contigo al territorio que te ha tocado. Y Simeón fue con él.

  • Representa a la tribu de la Alabanza, la cual va a la brecha, ésta debe ser guerrera, profética.  Debido a que constantemente va a batalla, es muy importante que este grupo de servidores teman a Dios, vivan en santidad, que amen la palabra y la vivan, porque si algo es importante es que sepa la palabra, pues en base a ello les inspirará los cantos para darle la gloria debida a su nombre.

3 Entonces Judá dijo a su hermano Simeón: Sube conmigo al territorio que me ha tocado, para que peleemos contra los cananeos; yo también iré contigo al territorio que te ha tocado. Y Simeón fue con él.

  • Debían expulsar a los cananeos, Cananeo significa salvajes, mercaderes, montañeses.  Israel tuvo que salir de Egipto para celebrarle fiesta al Señor, pero no puede haber fiesta sino hasta salir de Egipto.
  • El diablo quiere engañar al pueblo haciéndole pensar que se puede celebrar fiesta en pecado.  Pero nosotros, los hijos de Dios, debemos celebrar la fiesta sin pecado… 1 Cor 5: “8 Así que celebremos la fiesta, no con la vieja levadura, ni con la levadura de malicia y de maldad, sino con PANES SIN LEVADURA, de sinceridad y de verdad.
  • Pero Judá sabía que si a la batalla no iba Simeón(el que oye, oír inteligentemente) con ellos, no podrían ganar la batalla.  Simeón representa la palabra predicada y a aquellos que la escuchan atentamente y la aman; la unión de estas dos armas poderosas: Alabanza y Palabra, con las cuales el enemigo se va, por eso debemos recordarle que ya fue derrotado por el Señor.  En Mt. 4, dice que el Señor venció al diablo con el “escrito está” Seamos un pueblo alabador y un pueblo que sepa la palabra.
  • Sin embargo, el principal problema con el que nos encontramos, es nuestra carne.  La figura de la actuación de la carne la vemos cuando los egipcios perseguían al pueblo de Israel, el jinete sobre el caballo, que al final el Señor echó al mar y los ahogó.  Esos jinetes son los demonios, los caballos son la carne de los cristianos, sin caballo(carne) los jinetes(demonios) no tendrían en qué cabalgar, no tendrían carne para operar.

Nm. 10: 9 LBLA Cuando vayáis a la guerra en vuestra tierra contra el adversario que os ataque, tocaréis alarma con las trompetas a fin de que el SEÑOR vuestro Dios se acuerde de vosotros, y seáis salvados de vuestros enemigos.

  • El toque de la trompeta tiene como finalidad llegar al trono del Señor para que Él escuche y se acuerde de nosotros.  Luego, hacer saber al pueblo que el Señor va delante de él contra el enemigo, para que vaya en fe, haciendo presencia y de esa manera notificarle al diablo que el gozo, la salud, la bendición, la multiplicación, son propiedad del pueblo del Señor, de aquellos que pelean la buena batalla de la fe.

Gen 49: 8 Judá, alabarte han tus hermanos: Tu mano en la cerviz de tus enemigos: Los hijos de tu padre se inclinarán á ti.9 Cachorro de león Judá: De la presa subiste, hijo mío: Encorvóse, echóse como león, Así como león viejo; ¿quién lo despertará?

  • El Señor está profetizando de que sus hermanos lo han de alabar porque destacará en medio de la congregación, por ser guerrero valiente y por prender del cuello a sus enemigos.

Sal 149: RVG 1«Aleluya» Cantad a Jehová cántico nuevo; su alabanza sea en la congregación de los santos.

  • Su alabanza…” esta expresión, sumada al resto del contenido de este versículo, enseña claramente que la iglesia no puede robarle la alabanza al Señor porque es de Él sólamente.  Tampoco puede la iglesia estar sin alabar al Señor, aunque aquellos que le pretenden dar alabanza deben ser santos y fieles al Señor.

2Alégrese Israel en su Hacedor; los hijos de Sión se gocen en su Rey.

  • Debemos presentarnos ante el Señor alegremente, pues con su poder ha hecho maravillas en nuestras vidas,  y en Él no hay injusticia.

3Alaben su nombre con danza; canten a Él, con pandero y arpa.

  • La danza es bíblica, Dios la estableció porque quiere que su pueblo le celebre alegre y expresívamente, y con instrumentos que muestren tal expresión.

4Porque Jehová toma contentamiento con su pueblo; hermoseará a los humildes con salvación.

  • Aunque las riquezas y la Gloria proceden del Señor, su contentamiento no está en ellas, sino en su pueblo, al cual, al presentarse con humildad ante Él, le dará salvación.

5Regocíjense los santos con gloria: Canten con júbilo sobre sus camas.

  • La promesa del Señor es que sus santos tendrán Gloria Kabod.  Kabod es prosperidad, es bienestar, es gozo.  El júbilo es para la iglesia, es para nosotros aún sobre las camas y no ser presa de la tristeza y depresión, pues cuando alguien está deprimido busca su cama.

6Las alabanzas de Dios estén en sus gargantas, y la espada de dos filos en sus manos;

  • La Alabanza se dará al Señor no sólo con la voz sino también con las manos, la voz y las manos son las armas de guerra que quiere el Señor que utilicemos para la batalla y para darle Gloria a su nombre, cosa que el Diablo aborrece.

7para cobrar venganza sobre las naciones, y castigo en los pueblos; 8para aprisionar a sus reyes en grillos, y a sus nobles con cadenas de hierro;

  • La venganza y el castigo del Señor vendrá sobre la cabeza de los enemigos al sonido del pandero, de esta manera Dios mostrará su justicia, Él va delante de nosotros y nos dará la victoria.

9para ejecutar en ellos el juicio escrito; gloria será esto para todos sus santos. Aleluya.

  • No podemos estar metidos bajo cautiverio porque el Señor nos llamó a ser libres de enfermedad, pobreza, acusación, tristeza, depresión, derrota, escasez, …enemigos de nuestra alma que se tienen que ir.

2 Reyes 3: 15 Mas traedme ahora un tañedor. Y sucedió que mientras el tañedor tocaba, la mano del SEÑOR vino sobre Eliseo. 16 Y él dijo: Así dice el SEÑOR: “Haced en este valle muchas zanjas. 17 Pues así dice el SEÑOR: “No veréis viento, ni veréis lluvias; sin embargo ese valle se llenará de agua, y beberéis vosotros y vuestros ganados y vuestras bestias. 18 Aun esto es poco ante los ojos del SEÑOR; también entregará en vuestras manos a los moabitas. 19 Y destruiréis toda ciudad fortificada y toda ciudad principal, y talaréis todo árbol bueno, cegaréis todas las fuentes de agua y dañaréis con piedras todo terreno fértil. 20 Y aconteció que por la mañana, a la hora de ofrecer el sacrificio, he aquí, el agua vino por el camino de Edom, y la tierra se llenó de agua. 21 Y todos los moabitas oyeron que los reyes habían subido a pelear contra ellos. Y convocaron a todos, desde los que podían ceñir armadura para arriba, y se pusieron en la frontera. 22 Se levantaron muy de mañana, y cuando el sol brilló sobre el agua, los moabitas vieron el agua frente a ellos tan roja como la sangre.

  • Dios confundirá a nuestros enemigos para darnos la victoria, la salida a nosotros, porque fuimos llamados a perseguir y no a ser perseguidos por nuestros adversarios, fuimos llamados a destruirlos, a hacerles daño, a arruinarles sus planes de maldad que en secreto han tramado.  Pero deben haber tañedores en medio de la congregación, gente ungida por el Espíritu Santo, que al tocar el instrumento hagan que la unción profética se mueva para que el ministro empiece a declarar, bajo inspiración divina, la estrategia con la que el enemigo será derrotado.

2 Reyes 3:23 Entonces dijeron: Esto es sangre; sin duda los reyes han peleado entre sí, y se han matado unos a otros. Ahora pues, ¡Moab, al despojo! 24 Pero cuando llegaron al campamento de Israel, los israelitas se levantaron e hirieron a los moabitas, y éstos huyeron delante de ellos; y los israelitas se adentraron en el país matando a los moabitas.

  • Para derrotar a nuestros enemigos, es necesario que haya armonía, unidad entre nosotros.  No podemos vivir en pleitos y contiendas porque somos la familia de Dios, y tenemos en común la sangre de nuestro hermano mayor, nuestro Señor Jesucristo.  Si vivimos en las obras de la carne, seremos fácil presa de nuestros adversarios y constantemente tendremos derrota.
  • Como pueblo, como congregación, nos levantaremos, iremos a la batalla en el nombre del Señor quien va delante de nosotros como poderoso gigante, y saldremos victoriosos.

Sal 49. 10 No será quitado el cetro de Judá, Y el legislador de entre sus piés, Hasta que venga Shiloh; Y á él se congregarán los pueblos.11 Atando á la vid su pollino, Y á la cepa el hijo de su asna, Lavó en el vino su vestido, Y en la sangre de uvas su manto:12 Sus ojos bermejos del vino, Y los dientes blancos de la leche.

  • Cuando Venga Siloh, Cristo, en su segunda venida, todos se inclinarán ante Él y nosotros vendremos ya con Él, Aleluya…!
  • El Señor quiere darnos gozo(vino) sin medida hasta que quedemos con los ojos rojos, y leche(palabra) en abundancia hasta que nuestros dientes queden blancos, preparados para la palabra sólida.

Nm. 10: 33 Así partieron del monte de Jehová, camino de tres días; y el arca de la alianza de Jehová fué delante de ellos camino de tres días, buscándoles lugar de descanso.34 Y la nube de Jehová iba sobre ellos de día, desde que partieron del campo.35 Y fué, que moviendo el arca, Moisés decía: Levántate, Jehová, y sean disipados tus enemigos, y huyan de tu presencia los que te aborrecen.

  • El Señor hará huir a los que le aborrecen, pero a nosotros, si le amamos con todo el corazón, alma, mente y fuerzas, nos dará la victoria sobre nuestros enemigos.
  • Debemos estar seguros de que su presencia(el arca) siempre esté con nosotros para tener siempre victoria.

CONCLUSIÓN

Él nos quiere dar descanso de nuestros enemigos, quiere darnos la paz, por eso clamemos al Señor, invoquémosle en todo tiempo, acerquémonos a Él de todo corazón, bendigamos su santo nombre, aclamémosle, declaremos su grandeza y reino sobre nuestra vida amando su palabra, meditando en ella de día y de noche, atesorándola, predicándola, y Él nos dará la victoria sobre todos nuestros enemigos.

Haroldo Herrera
Pastor General y Apóstol
Misión Cristiana Shoffar

Comments are closed.