Misión Cristiana Shoffar
YO SOY EL QUE SOY

YO SOY EL QUE SOY

Ex 3.14-15 RV60  Exo 3:14  Y respondió Dios a Moisés:  YO SOY EL QUE SOY.  Y dijo:  Así dirás a los hijos de Israel:  YO SOY me envió a vosotros.

En este pasaje del Antiguo Testamento, habló el Padre.  En el Nuevo Testamento, Jesucristo, el Hijo, dice: Jn 6:35  “Yo Soy el Pan de Vida”, en total dijo siete veces “Yo Soy”;  luego dice en Jn 10.30 “Yo y el Padre somos uno”, de modo que el Hijo también es Dios Grande y Poderoso.

YO SOY EL PAN VIVO

Jn 6.51 RV60 Joh 6:51  Yo soy el pan vivo que descendió del cielo;  si alguno comiere de este pan,  vivirá para siempre;  y el pan que yo daré es mi carne,  la cual yo daré por la vida del mundo.

  • Su sacrificio, su muerte nos da vida, su resurrección asegura que nosotros también resucitaremos
  • Cuando el Señor se reveló a la vida de Moisés para comisionarlo y, para que Faraón dejara libre a su pueblo y le celebrara fiesta en el desierto, le dijo: “le dirás a Israel: Yo soy me ha envidado, su nombre es YO SOY EL QUE SOY,” el que no tiene principio ni fin, el Dios Eterno, el Todopoderoso, el Dios que vive y permanece para siempre.

YO SOY ME ENVIÓ A VOSOTROS / MOISÉS FIGURA DE CRISTO

RV60  Exo 3:14  Y respondió Dios a Moisés:  YO SOY EL QUE SOY.  Y dijo:  Así dirás a los hijos de Israel:  YO SOY me envió a vosotros.

Exo 3:15  Además dijo Dios a Moisés:  Así dirás a los hijos de Israel:  Jehová,  el Dios de vuestros padres,  el Dios de Abraham,  Dios de Isaac y Dios de Jacob,  me ha enviado a vosotros.  Este es mi nombre para siempre;  con él se me recordará por todos los siglos.

  • Aquí vemos claramente una figura: YO SOY <El Padre> enviando a Moisés <Cristo>

Ex 3.14 YO SOY EL QUE SOY

  • YO SOY enfatiza: SU PRESENCIA, SU EXISTENCIA.
  • Verbo soy en heb sign <existir> y está relacionada con la raíz hebrea del nombre sagrado de Dios “YHWH” “JEHOVÁ” {Señor}

7 GRANDIOSAS DECLARACIONES DE JESUCRISTO –YO SOY-

  1. Jn 6.35  YO SOY EL PAN DE VIDA
  2. Jn 8.12    YO SOY LA LUZ
  3. Jn 10.9   YO SOY LA PUERTA
  4. Jn 10.11 YO SOY EL BUEN PASTOR  
  5. Jn 11.25 YO SOY LA RESURRECCIÓN Y LA VIDA  
  6. Jn 14.6   YO SOY EL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA
  7. Jn 15.5  YO SOY LA VID Y VOSOTROS LOS PÁMPANOS

EL GALARDÓN RECOMPENSA

Gen 15:1 LBLA Gen 15:1  Después de estas cosas la palabra del SEÑOR vino a Abram en visión, diciendo: No temas, Abram, yo soy un escudo para ti; tu recompensa será muy grande.

LA HERENCIA

Gen 15.7 RV60  Gen 15:7  Y le dijo:  Yo soy Jehová,  que te saqué de Ur de los caldeos,  para darte a heredar esta tierra.

  • Dios, dándole la tierra de Canaán como herencia.  Él reparte la herencia entre sus santificados ***

LA PERFECCIÓN

Gen 17.1 LBLA  Cuando Abram tenía noventa y nueve años, el SEÑOR se le apareció, y le dijo: Yo soy el Dios Todopoderoso; anda delante de mí, y sé perfecto.

  • Si le buscamos de todo nuestro corazón, la llenura de su Espíritu,  su palabra y la ministración de los 5 Ministerios, Él nos permitirá alcanzar la perfección. 

BENDICIÓN Y MULTIPLICACIÓN

Gen 26.24  LBLA  Y el SEÑOR se le apareció aquella misma noche, y le dijo: Yo soy el Dios de tu padre Abraham; no temas, porque yo estoy contigo. Y te bendeciré y multiplicaré tu descendencia, por amor de mi siervo Abraham.

  • Porque somos hijos de Abraham los que somos de la fe, porque de los lomos de Abraham Dios sacó al Israel del medio oriente, y al Israel espiritual. 
  • Israel está representado en la arena del mar, la Iglesia está representada en las estrellas que brillan en el firmamento. 

PROMESA DE BENDICIÓN PARA TI Y PARA TU DESCENDENCIA

Gen 28:12  Y tuvo un sueño, y he aquí, había una escalera apoyada en la tierra cuyo extremo superior alcanzaba hasta el cielo; y he aquí, los ángeles de Dios subían y bajaban por ella.

Gen 28:13  Y he aquí, el SEÑOR estaba sobre ella, y dijo: Yo soy el SEÑOR, el Dios de tu padre Abraham y el Dios de Isaac. La tierra en la que estás acostado te la daré a ti y a tu descendencia.

  • Visitó y le dio promesa a Abraham, a Isaac y a Jacob, y eso nos alcanza a nosotros también.

EL PAN QUE DESCIENDE DEL CIELO DA VIDA ETERNA

LBLA Jn 6:49  Vuestros padres comieron el maná en el desierto, y murieron.  :50  Este es el pan que desciende del cielo, para que el que coma de él, no muera.

  • En la Santa Cena, el que coma de ese pan y el que beba de esa copa no morirá jamás.  Así que, el pan que comieron en el desierto por cuarenta años, fue un pan temporal, en cambio, el pan que nos ha tocado a nosotros es mejor que aquel, porque este pan da Vida Eterna y nos asegura que no moriremos, y si llegáramos a partir y dormir en Cristo, sólo pasamos de muerte a vida eterna, porque quien tiene a Cristo, aunque muera vivirá eternamente.
  • Aquel pan que se les dio en el desierto fue dado por medio de Moisés, alimento que aunque venía del cielo es temporal,

LA LEY VINO POR MOISÉS, LA GRACIA Y LA VERDAD POR CRISTO

Joh 1:16  Pues de su plenitud todos hemos recibido, y gracia sobre gracia.

Joh 1:17  Porque la ley fue dada por medio de Moisés; la gracia y la verdad fueron hechas realidad por medio de Jesucristo.

  • La ley tuvo gloria, pero no comparada con la gloria de la gracia.  Pues la ley vino por medio de un hombre: Moisés, pero la gracia vino por medio de Jesucristo, la verdad también. 
  • Por gracia somos salvos, no por obras.  Y la verdad mora en  nosotros.

EL PAN Y EL VINO: SU CARNE Y SU SANGREE

LBLA Jn 6:54  El que come mi carne y bebe mi sangre, tiene vida eterna, y yo lo resucitaré en el día final. :55  Porque mi carne es verdadera comida, y mi sangre es verdadera bebida.

  • La orden para un nuevo convertido es que sea bautizado en agua, para que experimente novedad de vida, y sea sepultado el cuerpo de bajeza.
  • Dos mandamientos hay en la palabra:
  • El Bautismo en agua
  • La Santa Cena
  • Para nosotros, la Santa Cena no es un escándalo, porque al participar de ella Dios hace una ministración profunda anulando la herencia genética negativa: enfermedades, maldiciones, malas costumbres, pecados e iniquidades, todo eso Dios lo cancela.  Llega a todo nuestro espíritu, alma y cuerpo.

CONCLUSIÓN

Cristo, el Señor y Dios, el Cordero, ya fue sacrificado, de modo que ya no necesitamos comer corderos literales con panes sin levadura y yerbas amargas, pues suficiente es el Sacrificio de Cristo para darnos Salvación y Vida.

Haroldo Herrera
Pastor General y Apóstol 
Misión Cristiana Shoffar 
Ministerios Ebenezer

Comments are closed.